ADSL

El ADSL, que proviene de las siglas inglesas “Asymmetric Digital Subscriber Line”, es un tipo de conexión a internet que consiste en la transmisión mediante pares simétricos de cobre de la línea telefónica. Es decir, es un acceso a Internet que se da a través de la línea telefónica de tu casa, sin que éste interrumpa el uso regular de la línea. De las opciones de internet en casa., es la que cuenta con la cobertura más extensa a nivel nacional. Si vives en una zona apartada, pero cuentas con internet, probablemente tengas una conexión ADSL.

Al ser un tipo de conexión de banda ancha, la capacidad de carga y descarga de archivos no es sincrónica. Esto significa que la velocidad de descarga será más rápida que la otra.

Sin embargo, cada vez se utiliza menos y, además, hay numerosas quejas de que en ocasiones la conexión real es menor que la contratada. Este es un problema bastante habitual e inevitable, ya que hay veces que el número de dispositivos conectados a la red pueden llegar a saturarla. Su velocidad es media y tiende a detenerse en una descarga de 20 Mbps.

Hoy en día, la mayoría de los proveedores prefieren ofrecer a sus clientes nuevos una conexión por fibra óptica en lugar de hacer ofertas de ADSL, pero la opción sigue estando para quienes así lo prefieran.

Antes de contratar una línea de ADSL es importante tener en cuenta ciertos puntos:

  • Tu ubicación. Es decir, la localidad en la que vives.
  • El precio que estás dispuesto a pagar. Si quieres pagar lo mínimo posible, un ADSL barato puede ser la solución.
  • Qué tipo de usuario eres
  • Ventajas y desventajas tanto del ADSL como de la fibra óptica

Compara tarifas de ADSL

Encuentra todas las ofertas de Inter, Móvil y TV con Money Expert.

Comparar

Ventajas y desventajas del ADSL

Ventajas

  • Un punto muy importante a la hora de elegir qué contratar es el precio. Por lo general, las operadoras hacen ofertas de ADSL más económicas que en la fibra óptica. Sin embargo, este es un punto que, poco a poco, se está equilibrando y las operadoras empiezan a brindar paquetes muy similares. Por otro lado, si se rompe el cable de la fibra, su reparación es mucho más costoso que si hay que reparar el ADSL.
  • No hay necesidad de instalación ya que utiliza una infraestructura ya existente
  • Tiene una cobertura mucho mayor (un alcance bastante extendido a los hogares) que la fibra óptica.
  • Aunque la velocidad sea menor que la fibra óptica, la relación calidad precio, gracias a las ofertas de ADSL, es algo que debemos tener en cuenta.
  • Posibilidad de hablar por teléfono al mismo tiempo que navegas.
  • La instalación es rápida y sencilla, así como su reparación

Desventajas

  • Desgraciadamente la velocidad que contrates no será la que recibas, en términos reales, en tu casa ya que esto depende de dónde esté ubicada la central telefónica. Velocidad máxima media de 20 MB.
  • Velocidad asimétrica. La velocidad de bajada de archivos es rápida mientras que la de subida no.
  • La calidad de conexión es medio-baja ya que depende de factores externos como el estado del cableado o la distancia de la central (asegúrate de saber a qué distancia se encuentra la centralita), entre otros.
  • No todas las líneas telefónicas pueden ofrecer este servicio.
  • Cuando usas la misma conexión ADSL, la velocidad se reduce. Lo mismo pasa cuando de una misma centralita se comparte el mismo caudal.

La importancia de saber qué tipo de usuarios somos

Es importante plantearse qué tipo de usuarios somos para saber qué uso le vamos a dar a nuestra conexión de internet y ver si realmente nos compensa más tener ADSL o fibra óptica.

¿Estas conectado a la red las 24 horas del día o más bien lo utilizas en momentos puntuales? ¿Eres de los que solo se descargan y envían archivos o una fanático/a de las redes sociales que le gusta ver videos en streaming y jugar online?

Si usas poco el Internet, es decir, para escribir correos, leer el periódico, realizar búsquedas y/o realizar algún que otro pago, entonces con una conexión ADSL tendrás suficiente.

Sin embargo, si necesitas un alto nivel de seguridad o si, por otro lado, estás conectado a la red continuamente, entonces el acceso ADSL no será suficiente y tendrás que optar por la contratación de la fibra óptica.

Tarifas ADSL

Como hemos dicho anteriormente, las tarifas de ADSL son mucho más baratas que las de fibra. Hoy en día, todas las compañías ofrecen una amplia gama de productos y de precios diferentes para que los usuarios puedan escoger la que más les convenga.

Podemos encontrar ofertas ADSL desde 30,99 euros con Vodafone en la que se incluye 35 Mb y llamadas ilimitadas, hasta otras de 43,95 euros al mes para 100 MB sin fijo con Jazztel. Por otro lado, tenemos tarifas más baratas con Orange, por ejemplo, que ofrece una velocidad de 20 Mb por 25,95 euros mensuales y llamadas a fijo ilimitadas.

¿Cómo encontrar un ADSL barato?

Si estás buscando un ADSL barato, primero necesitas saber qué es lo que se ofrece en el mercado. Para ello, puedes usar nuestro comparador ADSL y evaluar las diferentes ofertas que hay ahora mismo en el mercado.

Gracias a nuestro comparador de ADSL, puedes completar toda la comparación rápidamente, ahorrando horas de investigación en comparación con si lo tuvieras que buscar tú todo.


Preguntas Frecuentes

¿Puedo conectar varios equipos a Internet con ADSL?

Si, podemos conectar varios dispositivos a tu router. Todo dependerá de la conexión que tengas contratada y del uso que le des a tu acceso a Internet. Si conectas dos o tres dispositivos puede ser que no notes la diferencia, pero si ya conectas unos seis, seguramente la velocidad disminuya.

¿La línea ADSL afecta a la calidad de las llamadas?

No, el ADSL no supondrá problemas en tu línea telefónica, no habría ni interrupciones ni eco. Sin embargo, te recomendamos que verifiques bien que tu router esté bien instalado.

¿Cómo puedo darme de baja de mi ADSL?

Muy sencillo, ponte en contacto con tu compañía y diles tus inquietudes. Ellos te ayudarán con el resto del proceso. ¿Quieres buscar un ADSL barato o cambiarte de conexión? Independientemente del proceso, es importante que mires antes tu contrato para ver si tienes compromiso de permanencia y cuáles son las exigencias.

Si no tienes compromiso de permanencia o incluso teniéndolo te merece la pena cambiar, te sugerimos que uses nuestro comparador ADSL para encontrar la mejor opción.